No todos podemos pasarnos el verano a remojo en una infinity pool como la de la portada, pero tomar la sombra de un olivo puede hacerse más llevadero si tienes una banda sonora aceptable. Y lo suyo sería currarse una playlist al gusto, pero eso requiere tiempo y ganas, y el calor aplatana. Por eso os traigo una breve (pero a la vez extensa) selección de playlists de Spotify ya masticaditas. Espero que estas caras de aquí bajo os suenen de algo.

Porque ellos son los protagonistas de este post. Tres caras para tres playlists que son pura magia. La primera corre a cargo de Caribou. El canadiense podría considerarse casi como el pionero de las infinity playlists. Hará ya varios años que creó la lista de las listas, una compilación en Youtube de 100 horas de música que le gusta e inspira. Cierto es que escuchada de forma aleatoria (como él recomienda) se puede percibir de alguna forma esta inspiración en la creación de ‘Our love’. Aunque la lista en Spotify no alcanza las 100 horas, 77 te dan para un par de ratos.

Como una playlist más tranquila se presenta el florilegio de mi querido Simon Green-Bonobo. Tranquila, pero potente. Menos mal que son solo 16 horas, porque una lista que abre con ‘Forever Dolphin Love’ promete. Minipunto para Simon el hecho de que además la actualiza de forma regular.

Y como no, Four Tet no podía faltar en este post. Meter en la misma lista a Mariah Carey y a Marcel Dettmann podría parecer rarete, pero las casi 50 horas de esta lista dan para mucho. Podría parecer que Kieran ha ido echando temas a la lista como quien no quiere la cosa, pero es más bonito pensar que todo tiene un sentido.

Dejar respuesta

2 × tres =